Bouncing Bombs, las bombas que saltaban en el agua

Imaginad por un momento que estamos en la Segunda Guerra Mundial, en la noche del 16–17 de Mayo de 1943. Formamos parte de un batallón nazi encargado de vigilar una de las numerosas presas que regulan las aguas de Alemania. En ese momento, de repente, vemos una especie de cilindro gigante que avanza vertiginosamente... ¡Saltando en el agua! Atónitos y sin poder hacer nada, observamos que ese cilindro mágico va a parar a los pies de la presa y, entonces, ¡Buuuum! Las Bouncing Bombs han cumplido su misión, la presa empieza a desmoronarse.

Exacto, estamos hablando de un invento decisivo en la Segunda Guerra Mundial, un invento que decidió el destino de una importante batalla librada entre los ingleses y los nazis. Volvamos al presente y veamos de qué se trata. Antes de nada, observad la aclaradora imagen que veis a continuación:


¿Fácil verdad? Inventadas por el ingeniero inglés Barnes Wallis con el objetivo de saltar las redes acuáticas antitorpedos, estas maravillas tecnológicas supusieron la victoria inglesa en la Operación Chastise, cuyo objetivo era destrozar las presas del valle del Ruhr e inundar así las tierras de cultivo y la industria alemanas.

Estas bombas tenían una forma cilíndrica y estaban cargadas con nada más y nada menos que con 2,990 kg de un potente explosivo llamado Torpex. Su funcionamiento se basa en que, mientras estaban en los aviones que las transportaban (unos bombarderos Lancaster), un motor las hacía girar sobre su eje longitudinal a 500 rpm. Al soltarlas, iban saltando sobre el agua a una altísima velocidad y así evitaban las redes antitorpedos que estaban instaladas. Al llegar a la presa, chocaban y se hundían hasta el fondo. Allí, debido a la presión, saltaba un sistema de fusibles que la hacía estallar en la propia base, en el punto crítico.

Pero no estamos hablando de cualquier bomba. A vuestra derecha podéis ver su tamaño comparado con el de un hombre, es algo colosal. Atentos a las especificaciones técnicas: 4195 kg de peso, 152 cm de longitud y 142 cm de ancho.

Un punto importante en esta planificación tecnológica es que los cilindros giraban hacia atrás. ¿Y por qué es importante? Porque gracias a esa forma de moverse, cuando llegaban a la presa chocaban y caían al fondo; si en vez de eso estuvieran girando hacia delante, pasarían por encima de ella y no servirían de nada. Es un dato simple pero esencial.

Otro punto importante es que los aviones debían volar muy cerca del agua, apenas a 30 metros de altitud. Principalmente, esto se hacía para evitar los radares y las armas antiaéreas que protegían las presas alemanas. Llevaba un gran peligro, ya que había posibilidad de que la bomba derribara al propio avión al ser soltada y rebotar, pero era necesario también para que las Bouncing Bombs funcionaran correctamente y rebotaran hasta la zona determinada. Era necesario correr riesgos.

Bueno, ya que hemos terminado con la teoría, pasemos con la práctica. A continuación, os dejo un vídeo con prácticas realizadas por el ejército inglés y, después, veremos la misión militar en las que se usaron.



Ahora que ya conocemos a las Bouncing Bombs en profundidad, cabe preguntarse ¿y para qué se usaron, en qué misión? En la Operación Chastise, en la cual fueron las grandes protagonistas.

La Operación Chastise

En la noche del la noche del 16 al 17 de Mayo de 1943, un grupo de 133 hombres al mando de 19 bombarderos Lancaster formaron el Escuadrón No.617.

El objetivo de este escuadrón era el de derribar las presas de Möhne, Eder, Sorpe, Diemel, Ennepe y Lister, para así inundar el valle de Ruhr, una de las zonas en las que se concentraba gran parte de la agricultura e industria alemanas.

A pesar de que no se rompieron todas las presas, la operación fue un éxito, y se vertieron un total de 330 millones de toneladas de agua en el valle, inundando a su paso minas, casas, fábricas, carreteras y puentes.


Como podréis ver bajo estas líneas, las presas fueron gravemente dañadas y supusieron un gran gasto y un parón económico. Las reparaciones se prolongaron durante nueve meses de trabajo, en los cuales se produjo la pérdida económica prevista y un ánimo renovado para el ejército inglés, que había completado una misión con un rotundo éxito.


Para los aficionados al cine, hay una buena noticia: Esta misión tiene su propia película, llamada The Dam Busters, rodada en 1955. Así que, para terminar este artículo, os dejo con un extracto de 10 minutos de la película en la que se puede ver cómo fue realmente la batalla, con fuego antiaéreo persiguiendo constantemente al escuadrón y con la necesidad de volar muy bajo y cerca del objetivo para que funcionaran bien las bombas(la presa se derrumba al final, después de recibir cuatro impactos):



Fuentes
-Bouncing Bombs - 1001crash.com (English)
-Bomba de rebote - Wikipedia
-Bouncing bomb - Wikipedia (English)
-Operation Chastise - Wikipedia (English)
-Operación Chastise - Exordio

17 comentarios:

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

No suele ser mi estilo este tipo de artículos históricos, pero después de ver un documental sobre estas maravillas tecnológicas no pude resistirme a dedicarles un artículo. En fin, espero que os guste ;)

Por cierto, ya está disponible el resumen del Carnaval de Matemáticas, la iniciativa en la que participé hace unos días. Os animo a verlo :)

Marcos Callau dijo...

Prefiero imaginarme en el lado de los ingleses. Desde luego para ser 1943 estamos ante un prodigio de adelanto.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Hola Marcos, gracias por pasarte por aquí.

Por supuesto, mejor del lado de los ingleses. Sólo lo decía para ponernos en situación, para crear una atmósfera literaria que captara la atención ;)

En fin, es una pena que esta tecnología se use para la guerra y no para otros fines, pero así somos.

Dani dijo...

Impecable entrada. Me ha gustado mucho, Cendrero. No recuerdo ver estos cacharros en las películas de la 2ª guerra mundial;;son espectaculares.
Una de las cosas más curiosas y peculiares de la 2ª guerra mundial eran los kamikaces, todos conocemos a los que iban en avión, pero resulta que existían una especie de minisubmarinos que eran también kamikaces....en fin.

Gracias por salirte de tu temática, ha merecido la pena :-)

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

¡Hola Dani! La verdad es que cuando he investigado sobre ellos no he visto muchas batallas en las que fueran usados. Según he leído, se crearon especialmente para la Operación Chastise. Luego no he vuelto a ver ningún vídeo ni referencias sobre otra batalla.

Lo que sí he oído es que los alemanes se encontraron con una bomba defectuosa después del ataque y, a partir de ella, construyeron su propio modelo de Bouncing Bombs. Y también he visto que los soviéticos usaron dos Bouncing Bombs tradicionales en una batalla.

Investigaré sobre los kamikaces submarinistas, a ver qué veo por ahí ;)

Cheno dijo...

Increíble la capacidad humana para encontrar soluciones imaginativas. Impresionante también como golpea en el rebote la bomba al avión (primer vídeo, en el segundo 45) partiéndole el timón de cola y provocando su perdida de control y que se estrelle. (Por cierto, ¿por qué se dirá "estrellarse"? cuando te la pegas en dirección contraria justamente a las estrellas; será por que ves la estrellas, supongo).
Realmente interesante, me gustaría saber algo más de el inventor pero en wikipedia casi ni dice nada.
Saludos y hasta otra.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Hola Cheno! La verdad es que es muy imaginativo, yo ya he comentado que estaba viendo un documental sobre la Segunda Guerra Mundial y cuando vi esta arma me quedé impresionado, se necesita mucha imaginación para hacer esto.

Sobre las divagaciones espontáneas que te han salido de la palabra estrellarse ;) creo que tendrás razón, si te digo la verdad nunca he oído a nadie ni nada que se planteara esa pregunta. Eres el primero Cheno ;D

Respecto al inventor, la Wikipedia española está muy mal en este tema. Si te fijas, en la entrada sobre la bomba te vienen dos párrafos, sobre la operación no viene ¡nada! y sobre el inventor, poco poco. Si entiendes un poco el inglés, te recomiendo sin falta que le eches un vistazo a la entrada de la Wikipedia en inglés, donde hablan bastante sobre él.

Anónimo dijo...

¡Hola señor Cendrero! Lo felicito por este blog, es excelente. gracias por recibirme en su blog

Ahora, ojala no me vaya a salir algún pretenciosos rosquero diciendome que aqui no se puede saludar ni dar felicitaciones, ni gracias, sino que solo debo limitarme a dar muy formales aportes. Un saludo.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Hola Anónimo, muchas gracias por sus palabras, me alegro muchísimo de que le haya gustado. Y tranquilo, aquí todos somos amigos, nadie va a recriminar tu educado comentario.

Ojalá nos volvamos a ver :)

PD: Información general para todos: Por fin, después de muchas esperas, he conseguido que registren el blog en Bitácoras.com. Ahora, cuando os guste un artículo, podéis dar un voto en el marcador que hay al final del artículo y dotar de mayor visibilidad al blog en esa página. Gracias a todos.

fisilosofo dijo...

Hay que ver lo imaginativos que podemos llegar a ser con tal de matar a otras personas.
En fin, modo pesimista off.
Lo de la cuenca del Ruhr es interesante: era la principal productora de carbón y acero.

De ahí que la RAF eligiera estas presas como objetivo, ya que así causaban un daño económico tremendo, al paralizar gran parte de la producción eléctrica que mantenía en marcha a la industria del acero.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Hola Fisilósofo, gracias comentar. Pues sí, es una pena lo imaginativos que nos volvemos a la hora de matarnos entre nosotros, es lo malo que conlleva el avance tecnológico.

Respecto a lo que comentas sobre el valle, completamente cierto, esta misión tenía como principal objetivo la economía del país, era un ataque hacia su industria. Estaba todo pensado, era una operación militar muy importante y peligrosa, no se podían permitir fallos estratégicos.

Paquetolius dijo...

Cendero me ha encantado el post. Y el video es impresionante. Algunas se nota que las lanzan bien y el primer bote es tremendo.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Hola Paquetolius, es un placer volver a verte por aquí. Me alegro de que te gustara, yo todavía estoy sorprendido de verlo.

Se necesita bastante técnica para lanzar esto bien, tenían que estar a una distancia exacta respecto al agua y respecto a la presa para que llegaran bien. Por eso algunas se ven más espectaculares, por simple precisión.

Saludos a todos y gracias por comentar.

Kleiser dijo...

¿Me equivoco o esto lo viste en el documental Maravillas Modernas en el Canal Historia que echaron hace bien poco? Es que justo vi tambien esta parte, y si ademas mencionas que lo viste en un documental seria demasiada casualidad xD.

Me parece impresionante hasta donde puede llegar el ingenio el ser humano, aun siendo para cosas malas :(. Desde el inicio de las guerras, los ejercitos han reunido a la mentes más brillantes y los presupuestos más elevados. Si bien no has dado muchos avances indispensables en la vida cotidiana, tambien han traido cosas que hubiera sido mejor que nunca hubiera existido, como las bombas atomicas.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Exacto Kleiser, has dado de lleno con lo del documental, es ése. Después de verlo me puse a buscar más vídeos en Youtube y luego salió el artículo XD

En fin, ésto nos deja a todos con la misma sensación: gran ingenio humano, pero aplicado con un fin más oscuro. Asusta pensar cuáles serán las armas del futuro, al paso que avanza la tecnología, nos podemos esperar cualquier cosa.

FerFrias dijo...

La historia es muy interesante, pero hay un dato que no me cuadra del todo: 330 toneladas de agua son algo así como una piscina olímpica y media. ¿No será bastante más?

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

Cierto cierto, ha sido un error mío. En realidad son 330 millones de toneladas de agua. Muchísimas gracias por avisar del fallo, ahora mismo lo arreglo.

Me alegro de que te haya gustado, y bienvenido al blog. Saludos.

 

El Busto de Palas está bajo licencia Creative Commons | Template design by O Pregador | Powered by Blogger Templates