Algunos relatos de Edgar Allan Poe (9ª parte) La máscara de la Muerte Roja

Continuando nuestra serie sobre Edgar Allan Poe, volvemos hoy con sus relatos de terror, en esta ocasión con su estremecedor cuento "La máscara de la muerte roja". En este relato Poe mezcla la muerte, el miedo y la enfermedad.

El relato podéis leerlo de forma completa y gratuita en este enlace (se tarde muy poco en leerlo, apenas unos 5-10 minutos). De todas formas, en estos artículos nunca se desvela el final, por lo que podéis entrar sin miedo (sólo hay un punto en el que desvelo un detalle sobre el final, pero lo he señalizado bien con un -Spoiler-). Dicho esto, comenzamos con la obra.

Breve resumen del relato (sin desvelar el final ni datos claves)

Una terrible enfermedad conocida como "Muerte roja" ataca fuertemente una nación, cuyas gentes empiezan a morir infectadas. Próspero, el príncipe del país, crea una estrategia para defenderse a él y a los suyos de la enfermedad: Durante varios meses, el príncipe y los nobles se encerrarán en el castillo y evitarán así el contagio. Mientras el resto de la población agoniza con la muerte roja, dentro del castillo se dedican a organizar fiestas y bailes, pensando en la seguridad de la que gozan. Cierta noche de celebración, algo alterará el curso de las cosas en la corte para siempre.

Análisis del contenido

Este relato es todo un ejemplo del "horror gótico": Un castillo, paisajes desolados rodeándolo, ruidos aterradores... Todo ello combinado con el romántico lenguaje de Poe y la curiosa situación que se da cuando el príncipe organiza una fiesta en la que todos sus invitados deben ir con una máscara. Esos elementos proporcionan el ambiente necesario para que el terrorífico final de la obra se lleve a cabo.

"Era un conjunto de edificios amplio y magnífico, concebido por el gusto excéntrico, aunque majestuoso, del propio príncipe. Lo rodeaba una alta y sólida muralla. La muralla tenía portones de hierro (...) Había bufones, había trovadores, había bailarinas, había músicos, había belleza, había vino. Dentro había todo eso, y también seguridad. Fuera estaba la Muerte Roja"

Una de las características que se pueden ver a simple vista en este relato es que Poe usa con mucha frecuencia y detalles la narración descriptiva. A lo largo de todo el relato, describe con todo lujo de detalles los escenarios en los que se encuentra, todos los elementos que podemos ver... Cualquier característica es retratada en el texto para que el lector pueda sentirse en la piel de los allí presentes. En especial, dedica un gran párrafo a explicar de forma completa una de las fiestas que se organizaban en la corte, como podemos ver en el siguiente extracto:

"Permítaseme hablar primero de los salones en que se celebró. Eran siete(...) El del extremo oriental, por ejemplo, estaba decorado en azul, y las vidrieras en azul vivo. La ornamentación y los tapices del segundo eran de color púrpura, y purpúreos eran allí los cristales. El tercero era todo él verde, lo mismo que las ventanas. Los muebles y la iluminación del cuarto eran anaranjados; el quinto, blanco; el sexto, violeta. La séptima estancia era un denso sudario de tapices de terciopelo negro que cubrían el techo y las paredes, y caían en pesados pliegues sobre una alfombra del mismo tinte y textura"

Otro de los puntos en el que Poe pone especial interés es en la enfermedad que asolaba el reino. La "muerte roja" era, según se cree, una ficción inspirada en la tuberculosis, terrible enfermedad que había matado a la madre, el hermano y a la mujer de Poe. Estas tres muertes tan cercanas deberían haber sido las causas por la que la fatídica enfermedad narrada por Poe sería en realidad una versión más dura que la tuberculosis. En el relato, se limita solamente a describir el terrible dolor que sufrían sus infectados y porqué recibía ese nombre:

"La sangre era su emblema y su sello, el rojo horror de la sangre. Se sentían dolores agudos y un vértigo repentino, y luego los poros exudaban abundante sangre, hasta acabar en la muerte. Las manchas escarlatas en el cuerpo, y sobre todo en el rostro de la víctima, eran el estigma de la peste que le apartaban de toda ayuda y compasión de sus congéneres. En media hora se cumplía todo el proceso: síntomas, evolución y término de la enfermedad"

Un elemento presente en este relato es un gran reloj de ébano situado en la cámara negra del castillo. A pesar de que Poe no especifica nada, es muy probable que representara el paso de la vida, el tiempo que se escapa. A cada campanada del reloj, todos los asistentes de la fiesta tiemblan de terror, una extraña sensación los invade durante unos pequeños minutos. En cuanto pasa la campanada, todo el mundo acaba por olvidarse de ella para volver a sus felicidad, para acabar volviendo más tarde a sentir escalofríos con la nueva hora.

"A cada hora, los músicos se veían obligados a detenerse un momento para escucharlo, lo que obligaba a su vez a quienes bailaban a interrumpir el vals; y se producía un breve desconcierto en la alegría de todos (...) una risa leve se apoderaba a la vez de toda la concurrencia; los músicos se miraban y sonreían como burlándose de sus propios nervios y desconcierto (...) pero luego, al cabo de sesenta minutos (que son tres mil seiscientos segundos de tiempo que vuela), de nuevo sonaba el carillón, y volvía a repetirse la misma meditación, y el mismo desconcierto y nerviosismo de antes"

(SPOILER hasta el siguiente apartado, cuidado) Uno de los mensajes que lleva esta obra es que, como deja claro el final de la obra, nadie escapa a la muerte. Esta idea de una muerte igualadora, que deja a la misma altura al más pobre de los campesinos y al más rico de los reyes, es una de las principales ideas del texto. En la literatura universal se presenta esta idea en multitud de ocasiones, y en la obra de Poe se ve a la perfección ese antiguo tópico latino de "Ubi sunt", en el que todas las cosas terrenales son inútiles ante la muerte.

"Y uno a uno fueron cayendo los presentes en los salones antes festivos, ahora bañados en sangre, y cada uno hallaba la muerte en la desesperada postura en que caía. Y la vida del reloj de ébano se apagó con la del último cortesano. Y las llamas de los trípodes se extinguieron. Y de todo se adueñó la Tiniebla, la Corrupción y la Muerte Roja"

Valoración personal/Recomendación

En este magnífico relato, Poe muestra unas características un poco diferentes al resto de su obra: Hay más descripción de escenarios y elementos que acción. Además, en el texto se pueden ver numerosos contenidos alegóricos. Además del anteriormente citado reloj, algunos expertos han sacado conclusiones sobre los colores de las habitaciones, el castillo... En definitiva, es un relato más pausado que el resto, pero contiene intacta la calidad.

El atractivo lenguaje que utiliza Poe se combina perfectamente con una historia aterradora que no dejará insatisfecho a nadie.

Fuentes
La máscara de la Muerte Roja - Wikipedia
1ª imagen
2ª imagen
3ª imagen
4ª imagen

15 comentarios:

Ese Punto Azul Pálido dijo...

Poe perturbaba hasta al más impenetrable. Cendrero nos lo recuerda....

Me has sobrecogido con el "ubi sunt".

Grande.

Antonio L. dijo...

Cendrero llevo siguiendo con entusiasmo tus entradas sobre Edgar Allan Poe desde que escribiste sobre "El pozo y el péndulo". La verdad es que muchas de sus líneas son de auténtico terror psicológico. Aunque me estoy leyendo los cuentos en orden según aparecen en el libro no voy a dudar en saltar directamente a este. ¡¡Saludos!!

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

@Dani: Si después de tantos artículos alguien sigue dudando de la calidad de Poe para crear el más fino horror psicológico, ya no sé que hacer para convencerlo ;)

Si te ha interesado el tópico, no te pierdas a uno de sus máximos exponentes, "Coplas por la muerte de su padre", de Don Rodrigo. Yo, para ser sincero, no lo he leído entero, sólo he revisado ciertos fragmentos y un pequeño estudio sobre sus características generales. Es bastante antiguo, pero presenta este tópico y muchos más (nuestro ya conocido "Tempus fugit", el "vita flumen" (la vida como si fuera un río), la fama como una forma de vivir eternamente...). Vaya, que si alguna vez tiene que encontrar tópicos sobre la muerte, ya sabes donde buscar. De hecho, me lo voy a leer yo esta misma noche, que es muy cortito y ya que estoy hablando tan bien sobre él queda feo que no lo lea :)

@Antonio: Hola Antonio, me alegro de que te hubiera convencido a descubrir a Poe, es lo mejor que me puedes decir para animarme a seguir :D

En la obra de Poe no importa el orden con que leas. De hecho, los diversos libros que te encontrarás traerán los relatos en distinto orden así que... Yo por lo menos leo sus relatos según se adapte a mi tiempo: Si tengo prisa me leo algo cortito, si me apetece tener algo más extenso elijo uno detectivesco... A gusto del consumidor ;)

Ese Punto Azul Pálido dijo...

Manrique era otro genio que también daba donde dolía.

Y más reciente está Jaime Gil de Biedma:

"Que la vida iba en serio
uno lo empieza a comprender más tarde
-como todos los jóvenes yo vine
a llevarme la vida por delante.

Dejar huella quería
y marcharme entre aplausos,
-envejecer, morir, eran tan solo
las dimensiones del teatro.

Pero ha pasado el tiempo
y la verdad desagradable asoma:
envejecer, morir
es el único argumento de la obra."

Vaya nochecita.

Alejandro dijo...

Éste es uno de mis cuentos favoritos de Poe, lo que más me gustó es porque cuando lo leí no tenía la más remota idea de quien se libraba, de quien era el bueno, el malo o la "muerte roja" ni el porqué de su visita y aluciné con la ambientación, con esas descripciones tan tétricas, pero épicas o vividas.
Para mi, uno de los mejores, simplemente porque es muy diferente del resto de sus historias pero al mismo tiempo sólo lo podía haber escrito él. Y bueno, como no, hubo adaptación a la pantalla con Vincent Price en el papel de villano de turno! Genial la carátula con su rostro rojos y lo que se ve en él (no diré nada)!!!!
Los cuentos de Poe me los leí hace años de una edición "planeta" con una introducción de Juan Perucho y en la portada había una ilustración que me dejó helado cuando la vi, pero no sabía que cuento era hasta que lo leí y dije, peor el cuento, pero peor de bueno!

Gracias por tu introducción y por el recordatorio!

Saludos

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

@Dani: Verdaderamente, ahora que les he echado un vistazo más detallado, veo que Manrique debió de sentir profundamente la muerte de su padre Rodrigo. Parece que hasta yo mismo lo hecho de menos ;) Para ser una época tan temprana, Jorge Manrique ya tenía unos pensamientos muy profundos plasmados en sus libros.

Los versos que me dejas de Jaime Gil de Biedma son espléndidos, para reflexionar. El tema de la muerte es uno de los más recurrentes para cualquier filósofo o escritor.

@Alejandro: Tienes toda la razón, las descripciones de esta obra es lo mejor, con esa capacidad para mostrar todo tipo de detalles. [SPOILER] Hay quien dice que los colores de las habitaciones tienen que ver con el paso de la vida. Según parece, la extraña figura aparece en la habitación azul, un color asociado a veces con el nacimiento. Todo el mundo evita a la muerte roja hasta que llegan a la habitación negra después de haber recorrido el resto. Entonces, según algunos críticos, eso representaría el paso de la vida, desde el nacimiento en la habitación azul hasta la muerte con el color negro. Eso sí, son sólo suposiciones ;)

La película en la que sale Price no la he visto, tengo que ponerme al día con ello. Pero no dudo de la calidad, me encanta Vincent.

Gracias a todos por comentar y perdonad por tardar tanto en responder :'(

Alejandro dijo...

Cendero, la suposición de tu spoiler encaja muy bien. Respecto a la película/corto de Vincent Price, no es nada del otro mundo, se pierde mucho del libro empezando por el bajo presupuesto y algunos cambios en el guión, pero en general es una muy decente adaptación, es más: nadie se ha atrevido a hacer una mejor!
Bueno, ya sabes que el Sr. Price ha hecho varias adaptaciones a la pantalla de cuento de Poe y otros si que puedo decir que muy bueno y con cuatro duros (o €).
A él le debemos también (perdón por el cambio de tema) la mejor adaptación de "Soy leyenda", por mucho que digan de Will Smith o la versión de Charlton Heston (the omega man).
Me encanta Poe y Vincent Price!!! :)

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

@Alejandro: No te quepa duda de que yo también soy un incondicional admirador de Vincent y su particular estilo, me encanta. Sus adaptaciones de Poe, aunque no tuvieran un gran presupuesto, tenían un toque especial. Además, la calidad de Vincent Price es insuperable, y ahí el dinero no importa.

Lo que me gusta menos es que se le cambie el guión a las obras, ahí es cuando me incomoda un poco. Pero vamos, no es un gran problema ;)

Y por supuesto, una gran joya relacionada con Price es el gran corto de Tim Burton, "Vincent". Me encanta, lo conozco desde hace bastante tiempo y todavía no me he cansado de él.

Alejandro dijo...

Ah, ya decía yo que me sonaba raro que no citases al Sr. Price, se confirman mis dudas!
Quiero pensar que las modificaciones de guión lo hacía para probar de aportar algo nuevo de su cosecha que no fuesen simples recreaciones o adaptarlo a la pantalla omitiendo lo excesivamente literario, no se, como defensor de Poe que es no lo haría para ensuciar las obras originales lo cual ya es mucho. Lo que si hacía el "tio" (me atrevo a llamarlo de ese modo por su osadía) es mezclar varios cuentos/ideas de Poe en sólo una película!

Ah, pues no sabía lo del corto "Vincent", alla voy!

Gracias por la sugerencia!

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

No te pierdas "Vincent", me extraña que no lo hayas visto hasta ahora Alejandro :D Te va a encantar, con su banda sonora, su personaje, la narración por el propio Price... Único.

Concuerdo en lo que dices sobre las modificaciones del guión, y más teniendo en cuenta las chapuzas que se hacen a veces al adaptar un libro al cine. Con Price y Poe no se daba el caso, por suerte.

Alive dijo...

Excelente artículo. En este relato Poe nos da, como es de costumbre en él, una sensación de terror, y también nos deja algunas indirectas, podrían llamarse, sobre la muerte, que ya habéis dicho anteriormente.

Saludoss.

Cendrero (Adm. El Busto de Palas) dijo...

@Alive: Yo sí creo que Poe deja indirectas en este relato, me parece extraño que se tome todos esas molestias describiendo escenarios para nada... Aunque, eso sí, se dice que los relatos de Poe nunca han tenido un significado "educativo" o alegórico, siempre han intentado únicamente asustar, no transmitir mensajes. Por eso hay gente que no lo cree, parece un poco chocante con el resto de la obra. Yo creo que simplemente prefirió dar un enfoque diferente en algún relato y llenó este de alegorías, para variar un poco.

Luciano Sivori dijo...

Soy amante incondicional de Poe. Fantástico post! Una interpretación interesante de este cuento. Me encantó...

Uriel Ramos dijo...

Creo que poe cuando haa de " la muerte roja " la enfermedad que mato a su hermano y madre se refiere a la Hiperpirexia y una clase de ebola juntos además que en los registros históricos la muerte roja fue una enfermedad fulminante y hasta la fecha se desconoce su cura como su complicación genética ya que son virus de ambiente caliente y son los más difíciles de erradicar. Además, hace referencia en un libro antiguo que he encontrado hace tiempo a la peste bubónica aunque no tenía nombre científico me imagino que su nombre viene por las Hiperpirexia tan altas y las emorragias internas que esta causaba

TheAlexFloo SV dijo...

necesito saber si edgar allan poe utilizo alguna fuente para hacer la historia
gracias...

 

El Busto de Palas está bajo licencia Creative Commons | Template design by O Pregador | Powered by Blogger Templates